Carro: no hay productos

La zona del Champagne

La denominación Champagne está situada en la parte nordeste de Francia, es prácticamente la zona más al norte del cultivo de las cepas Pinot Noir y Chardonnay. Este territorio tiene un suelo muy pobre y marcadamente calcáreo, lo que se traduce en una dura lucha de las vides por su supervivencia, se extiende por una superficie de aproximadamente 23.000 hectáreas y se divide en tres zonas productoras diferenciadas:
La montagne de Reims, plantada completamente con Pinot Noir y que produce un vino con un bouquet y una potencia remarcable, difícil de explicar en un límite tan septentrional.
Valle del Marne, con sus laderas orientadas al sur y sureste, producen unos vinos más maduros y aromáticos, en esta zona se planta Pinot Noir y Pinot Meunier.
Côte des Blancs, orientada al este y situada al sur de Epernay, son los viñedos propios del Chardonnay, lo que confieren al champagne su finura, aroma y una frescura remarcable. Normalmente se mezcla con otras dos zonas con el fin de conseguir mayor equilibrio.

mapa champagne

 

En esta denominación hay unos 20.000 agricultores, de los cuales unos 2000 hacen su propio producto, con su etiqueta y su comercialización. Las casas clásicas de champagne (unas 300) poseen únicamente el 12% de los viñedos, aunque con algunas excepciones notables, como Bollinger o Louis Roederer con un 70% y Pol Roger con el 45%, que superan ampliamente la cifra indicada. Tenemos también algunos pequeños productores, que utilizan el 100% de sus propios viñedos, ofreciendo una buena calidad a precio moderado y que suelen vender en restaurantes y tiendas especializadas.

Como hemos comentado la mayoría de viñedos pertenecen a productores, que venden sus uvas a las grandes marcas. Para su valoración se utiliza un sistema ciertamente original, al inicio de la vendimia, un comité de expertos decide el precio por Kilogramo de la mejor uva y a partir de aquí a los productores de los Grands Crus se les paga el 100% del precio de referencia, a los Primeurs Crus del 90 al 98%, así proporcionalmente hasta el 70% para las parcelas más desfavorecidas.

Las diferencias fundamentales entre los diversos tipos de champagne, procede de su sistema de elaboración, o sea el primer peldaño (el cuvée) se elabora normalmente con vinos de diferentes procedencias, de distintos tipos de uva y de distinto año, la reputación de las casas clásicas, está basada en este champagne, sus añadas y los estilos, varían desde los que tienen una complejidad notoria (Bollinger, Krug, etc.) a los que poseen un elegante equilibrio (Pol Roger, Louis Roederer, etc.).
En general las casas producen varios tipos de champagne, partiendo de uno básico, que generalmente es del precio más controlado, hasta las diferentes especialidades. De 1 a 3 los más restrictivos, hasta los 6 a 9 los más atrevidos. Los precios pueden oscilar (siempre en base a una calidad mínima concreta) de los 20€ hasta los 1000€ en algún tipo muy especial, limitado y famoso.